Entre padres e hijos

Entre padres e hijos

cookies ¿Qué tan complicada puede ser la labor de ser padres?

Sin duda, no es una tarea fácil que pueda seguirse como una receta de cocina o como el instructivo de una máquina. Pero, si es una labor que puede retribuirte muchas satisfacciones, llenar tu corazón de alegría, y ponerle color, sabor, y textura a tu vida.

También se debe reconocer que los #niños cada vez son más demandantes, pero porque los #adultos así lo hemos permitido. Los límites se han ido extendiendo y pareciera que los #niños son los encargados de establecer hasta dónde se puede llegar.

¿Y la comunicación, y los #valores, y el #tiempo en común? Esa tarea le corresponde totalmente a los #padres de #familia, organizarlo y ponerlo en práctica; no es sencillo, sin embargo, es posible. Si tu vida se rige por una agenda, establece ahí un tiempo determinado para compartir con tus #hijos, que sea tan importante como llegar a trabajar puntualmente, como una cita de negocios, o como una cita al doctor; la cual es imposible cancelar o retrasar. Así de importante debe ser el #tiempo para tus #hijos.

Entrégate al compromiso, desarrolla ideas para que sea divertido, tócalos, abrázalos, entra en su mundo. Para ellos, tus #hijos, es importante verte, sentirte con ellos. Aprende su idioma, habla como ellos, míralos a los ojos. No es necesario destinar horas, brinda #tiempo de calidad. Si sólo puedes 5 min., que sean 5 min. sólo para ellos, sin distracciones, sin interrupciones, por eso es buena idea que planifiques y establezcas un #tiempo específico para ello.

Al crear memorias de contacto físico y visual, creas también memorias de contacto emocional, que en su edad adulta le ayudarán a encontrar momentos de felicidad en su memoria, que nutran su parte afectiva.

La #familia es determinante en su formación como ser humano, hay que estar "presentes", no sólo se trata de proveerlos de cosas materiales, sino de "estar" física y emocionalmente, no sólo cuando los #hijos lo demanden, sino de forma constante. Las dinámicas familiares son diferentes en todos los casos, sería interesante detenerse un momento para entender de qué forma se relaciona tu #familia. ¿Qué tipo de atención requieren tus #hijos? ¿Qué tipo de contacto físico tienen? ¿Cuáles son sus intereses en común? ¿Cuáles sus diferencias? ¿Cómo se comunican? ¿Hay entendimiento? ¿Quién impone los límites? ¿Qué tan estrictas son las consecuencias? ¿Qué tan ridículas son?

Dedica un tiempo a evaluar y a reestructurar tu relación con tu #familia. ¡Vale la pena!

No Comments

Post a Reply

3 × 3 =